Close

La hora de los líderes…

La hora de los líderes…

En la España post franquista, después de la crisis petrolera de 1973, afectada por el desempleo, inflación, restringidas las libertades y derechos fundamentales, inseguridad jurídica, desinversión, fuga de capitales, desinstitucionalizada y con un fuerte intervencionismo estatal, los principales actores sociales, comunistas, capitalistas, empresarios, sindicalistas y partidos políticos de todas las ideologías, reunidos en el Palacio de Gobierno de La Moncloa, lograron acuerdos en materias económica, social, política y jurídica, conocidos como “los Pactos de La Moncloa” (1977), para garantizar la gobernabilidad, salvar la democracia y acoplarse a los ritmos de la integración mundial.

La Historia es maestra compleja de la cual debemos aprender, acoge dentro sus páginas las lecciones vivenciales de la humanidad, como Los Pactos de la Moncloa, los acuerdos de Chile para impulsar la estrategia del “NO” contra la dictadura, la reunificación de Alemania, o los procesos de reconciliación en Sudáfrica, etc.
Estos acuerdos políticos requieren de líderes que con valentía y frontalidad asuman la tarea de guiar a un pueblo, para contrarrestar un estado de propaganda demagógica y clientelar, de gobiernos que con los recursos estatales participan como actores en procesos electorales.

Con escenarios parecidos y ante el riesgo de un continuismo para perennizar el totalitarismo de quienes siguen el libreto ideológico del Foro de Sao Paulo (1990), en Ecuador se hace imprescindible que los máximos líderes políticos depongan aptitudes, por muy justas que puedan ser y establezcan diálogos directos, tendientes a encontrar consensos para recuperar la democracia, las libertades, el derecho y la familia. Es momento de aprender de los Pactos de la Moncloa.

Sin ser regionalista, pero ante la coincidencia que los líderes políticos de mayor votación en oposición al continuismo son guayaquileños, es la hora de los líderes, para lo cual se requiere un “Pacto por Ecuador” que haga realidad la frase atribuida a Olmedo que dice “Guayaquil por la Patria”.
El tiempo juzgará los hechos históricos.

Guayaquil, sábado 04 de marzo de 2017